5 cosas sobre las comidas de los aviones

¿A vos te gusta la comida de los aviones? ¿Sos de lo que siguen la corriente de la mala fama, pese a que las aerolíneas se esfuerzan en conseguir menús cada vez más sabrosos?

Te vamos a contar cinco cosas sobre las comidas de los aviones, que no sabías, para que te amigues con esas preparaciones a tantos metros de altura. 

¿Por qué menús poco variados?

Hay muchos estudios al respecto que confirman que el sentido del gusto se altera en situaciones de vuelo. Esto significa que a medida que el avión va ganando altura, el cambio que se produce en la presión del aire adormece un tercio de las papilas gustativas.

Es por esto, que la sal suele parecer menos salada y el azúcar menos dulce. Para ser más específicos, según datos de una investigación realizada por expertos del Instituto Fraunhofer de Física de la Construcción IBP, “la sal se percibe entre un 20% y un 30% menos intensa y el azúcar entre un 15% y un 20%”.

¿Cómo repercute esto en el servicio? Obliga a las aerolíneas a modificar la cantidad de aderezos usados en la comida y con esto la elección del menú. Es por eso que se limita y parece poco variado.

Hay una razón para precalentar

Hay dos palabras muy importantes: seguridad alimentaria. Para asegurar que se cumplen con exactitud las normas, la obligación es que la comida llegue al avión refrigerada. De este modo, las empresas de catering pueden asegurar que su trabajo llega en condiciones óptimas.

Al llegar al avión, las comidas preparadas y refrigeradas se guardan a baja temperaturas hasta el momento de servir. Antes de llevarlas a los pasajeros, se calienta en hornos de calor seco a altas temperaturas (los fogones en el avión están prohibidos por razones de seguridad).

Se puede repetir

Esto es si sobra o bien si pedís. Muchas veces por timidez, vergüenza o no molestar a la azafata, nos hemos quedado con hambre. Pero se puede repetir.

British Airlines, Virgin Atlantic y Aeroflot, han asegurado que la intención de su servicio de catering es que el pasajero pueda disfrutar de cuantos platos quiera repetir. Antes de despegar, los responsables calculan la cantidad de comida que puede ser consumida, pero teniendo en cuenta esta posibilidad, siempre que los vuelos incluyan las comidas en el precio del ticket y con la condición de que el pasajero haya terminado el plato anterior.

¿Dónde cocinan?

Hay que aclarar que ninguna de las comidas se prepara a bordo. Todo se realiza en las cocinas de los aeropuertos, que tienen las mismas inspecciones sanitarias que cualquier restaurante, y luego se trasladan en camiones hasta las bodegas de los aviones.

Gate Gourmet, es el proveedor mundial por excelencia de servicios de catering y aprovisionamiento para aerolíneas. Trabajan con British Airways, Aerolíneas Argentinas, Iberia, LATAM, Thai, Etihad, Singapore Airlines o Vueling, entre otras. Sirven unas 25.000 comidas diarias que llegan hasta 30.000 en verano.

Otras compañías, como Emirates Airways, cuentan con su propia cocina.

¿Alguien puede pensar en los niños?

Sí. De hecho muchas aerolíneas aéreas ofrecen un menú especial para los chicos. Eso sí, siempre hay que solicitarlo con anticipación. Y otra cosa: si ustedes quieren pescado crudo, va a ser difícil poder comerlo en el aire. Ya que es uno de los ingredientes que no se utilizan.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.